No es tan dañoso oír lo superficial como dejar de oír lo necesario.(Marcus Fabis Quintiliano)

Juzgan a un hombre por violar y lesionar continuamente a su novia y ésta le defiende

| 11.3.09
Antes del comienzo de la vista han permanecido cogidos de la mano e incluso, cuando la madre de la víctima ha declarado ante el juez contra el acusado, la joven le ha gritado para que se callara

EFE / LEVANTE-EMV.COM

El Ministerio Fiscal ha pedido hoy 39 años de prisión para un hombre acusado de violar, lesionar y amenazar continuamente a su pareja sentimental, y que no se pueda acercar a menos de 300 metros ni comunicarse con ella durante 44 años.


El fiscal imputa a Víctor E., de 28 años, un delito de violencia doméstica habitual, dos de violación y otro continuado de violación, además de otros dos de lesiones en el ámbito familiar y de amenazas.

Y la noticia sigue aquí, casi en plan truculento.

Según me cuentan mis amig*s abogad*s, no es un hecho aislado y pasa más de lo que parece. En estas causas además de miedo hay una cuestión de "pertenencia", de "posesión" tanto por parte de la víctima como del acusado y, según me comentan los letrados, resulta frustrante preparar una defensa de estas personas, con todo lujo de detalles y luego en la vista comprobar cómo todo se va al garete por el cambio de actitud de la víctima.

Seguro que algo habrá que opinar sobre ello y hasta puede tener un hueco en MQP.

17 comentarios:

el jukebox dijo...

Asi, debe ser algo habitual: un abogado me contó el caso de una chica que denunció a su compañero por malos tratos. Trasladados los dos a comisaría, a ella sólo le preocupaba qué tal estaría él en el calabozo, para indignación de policías y letrados. Meses él la mató.
Y sobre eso, no hay quien legisle.

Gontzal dijo...

Vaya, otra como Violeta Santander. Que vaya también a la Noria a hacerse de oro, que se ve que la pasta cura las heridas físicas, aunque imagino que acrecentará el dolor de las morales (debiera, al menos). Es un síndrome de Estocolmo complicado y comprensible, pero ahí no pueden hacer nada los psicólogos?

javi dijo...

Efectivamente parece ser que esto ocurre mucho.
Yo os cuento otra, cojonuda, que me enteré el otro día.
Fuentes de la legislatura.

Mujer, generalmente colombiana, hace un entente con la pareja para que la agreda, presenta denuncia, he inmediatamente después del juicio, se dirije a la abogada, y dice:
.- Señorita, ahora donde hay que solicitar el piso.

¡¡Me quede alucinado !!. Pero debe de estar muy extendido.

kanif dijo...

La noticia no deja claro quíen ha denunciado los hechos que le han llevado al juicio, parece que la madre, porque supongo que la víctima no, por su actitud.
Parece que el proceso aún no ha acabado, vete a saber qué sorpresa nos depara.
Las relaciones humanas son diversas y complicadas...

M i K e L dijo...

Comentarios sólo de los XY, de los chicos??? UMMM!

Marieta dijo...

Si las mujeres que sufren maltrato físico tuvieran la capacidad de reaccionar de la forma que podríamos entender “normal”, a la primera bofetada se largarían lejos de su maltratador. Pero establecer esa relación causa-efecto así es demasiado simplista. Los mecanismos son demasiado complejos y perversos. El maltratador no maltrata durante 24 horas, tras la paliza viene el arrepentimiento, las lágrimas, las peticiones de perdón, los juramentos de amor, que duran hasta la paliza siguiente. Y esa mujer, que ya ha perdido su voluntad y la autoestima se lo quiere creer y hasta llega a sentirse culpable y responsable de los ataques de ira de su agresor.
Ayudar a una mujer en esa situación es tarea larga y complicada, y hay que conocer esa realidad para saber que no puedes sentirte frustrado porque la mujer se tire atrás en su denuncia, o porque no sea capaz de romper la relación que la anula y la machaca. Es así normalmente, aunque nos cueste entenderlo. No dudo que haya quien saque provecho del dolor propio o ajeno, pero no se puede extraer alegremente la conclusión de que una mujer que retira una denuncia y decide continuar al lado de su agresor lo hace por razones oportunistas.
Me entristecen mucho estas cosas.
Petonets

Moli dijo...

Demasiado dolor en las mujeres, en los hijos y menores, en quienes les acompañan y quieren ayudarles a tiempo o ya tarde. Demasiado aún. Lejos de estar preparados/as para decir algo medianamente coherente y no sé qué decir; hoy aún es pronto, tristemente seguirá siendo demasiado pronto todavía encogido como siempre el corazón por ellas y por los más pequeños/as que están ahí. Por ellas y por ellos guardo silencio y no hago eco y de alguna manera o de otra manera, no me callo como ante cualquier otra violencia que somete, humilla y anula no muy distinta a ésta...

sonia dijo...

Hay mujeres que reaccionan de forma irracional,ante hechos irracionales.
Visto así, no es lo deseable,pero quiza lo más esperable....no voy a criticarlas, ¿por qué? porque volvería de una forma u otra a decir:" estas mujeres son idiotas, se merecen algunas lo que les pasan les va la marcha....".

Y volvería a agredirlas.

Cómo se puede hacer para que en nuestra cultura/ sociedad haga que las mujeres sean contempladas como dignas.

Eso no lo sé.

Marieta dijo...

Ahí está la clave, en esa pregunta al final del comentario de Sonia.
Jukebox decía por ahí arriba: “sobre esto no hay quien legisle”. Gontzal se preguntaba sobre lo que podían hacer los psicólogos.
Quizá las leyes puedan servir para castigar a quien ha ejercido la violencia, y en algún caso para aliviar la situación de alguna mujer que sufre. El trabajo de los psicólogos podrá ayudar a las mujeres destrozadas por esa violencia, y también ahora se tiende a hacer terapias con algún agresor. Pero eso son remedios paliativos para casos concretos, pero no se puede pretender que erradiquen un problema que atañe al conjunto de la sociedad.
Lo cierto es que nos mostramos sensibles ante las expresiones más brutales de la violencia machista, pero se tiende a pensar en esos casos como algo excepcional, y no se piensa, ni se acepta, que las raíces de este comportamiento están en la falta de reconocimiento real de la igualdad de hombres y mujeres a todos los niveles. Toda la razón, Sonia.
Enlazando con los comentarios al artículo anterior, sigo considerando imprescindible la labor de esas feministas, gracias a las cuales se dispararon hace muchos años las alarmas. Todavía nos queda un largo camino por recorrer.

Moli dijo...

La violencia siempre es igual, siempre hace lo mismo, busca lo mismo, agrede de la misma manera, y nos hace sacudirnos el polvo con la misma impunidad y blanquedado de conciencia sea del tipo que sea. Siempre me he preguntado viendo tanto como he visto, ¿la violencia crea desigualdad o la desigualdad crea violencia?. ¿qué deberíamos aprender antes que somos iguales en genero, en oportunidades, en dignidad con todo lo diferentes que somos unos/os con otros/as o que no debemos permitirnos entre nosotros ninguna clave violenta, y en eso somos muy creativos, en las relaciones hacia uno o hacia los demás?.

sonia dijo...

hace unos meses vi un extracto de la película :La Pesadilla de Darwin, del director Hubert Sauper( desde ese día no como percas) video en youtube sobre niños que estan comiendo unas sobras que les dan.Estos chicos, se tiraban unos sobre otros por las sobras de comida, se tiraban a dentelladas casi.

Me vino a la cabeza la imagen de los cumpleaños de nuestros hijos, sentaditos esperando su turno de tarta o de bocadillito de jamón, de chorizo..

Sí, Moli, la violencia nace de la desigualdad.

Marieta: yo también creo que los movimientos femenistas, si no existirían habría que inventarlos.
¿son bordes, descuidadas en su estética, tienen cara avinagrada, son bruscas? igual de bordes, descuidadas, avinagradas y bruscas que las MIsses de un concurso de belleza.

Más o menos, ya sabeís.
besos.

javi dijo...

No se, yo en este asunto me pierdo, y me pierdo porque si veo injusticia, violencia de género, entonces el violento voy a ser yo.
¿¿ Somos violentos, nacemos violentos o la sociedad nos hace violentos ????.
¿¿ De la desigualdad nace la violencia ??. No lo se, lo que si se, es que contribuye a ella.
¿¿ Esta la clave en la educación ?. En la educación en valores humanos, en la cultura de la humano.
Tampoco lo sé, por que me pregunto
¿ Como se puede educar a un niño con hambre, a un niño bombardeado, .. a un niño etc ..?
¡¡ Que le dices !!.

Moli dijo...

Las preguntas qué he hecho no son nada fáciles de responder. De la violencia he visto nacer la injusticia y la desigualdad; y de la injusticia y la desigualdad, de nuevo, he visto nacer la violencia. Y de todo esto ha nacido muchas veces mi impotencia y mi consciencia de ser parte en esta rueda a pequeña o gran escala.
Necesitamos una gran disciplina personal y un no permitirnos que "todo vale". Sé es persona o no se es persona con uno/a o para los que nos rodean, cueste lo que cueste. No hay tibio ni medias tintas. Y ternura para quien la necesite o si la necesitamos, a raudales y sin miedo. Pero violencia, tantas y tan distintas: No, gracias. Libres y de pie y no sólo para uno mismo.

sonia dijo...

He leído que el ser humano que haciendo uso de su razón le tiro un zapato a Bush, le han caído tres años.

Tiene narices que le caen tres años por lanzar un zapato, y al primer ministro israelí, a Bush y demás hacedores de guerras no les cae ni un segundo de prisión.

La injusticia es en sí misma violencia.

El gesto más humano que he visto: lanzar un zapato (arma de destrucción masiva)a la cabeaza del Imperio.

sonia dijo...

He leído que el ser humano que haciendo uso de su razón le tiro un zapato a Bush, le han caído tres años.

Tiene narices que le caen tres años por lanzar un zapato, y al primer ministro israelí, a Bush y demás hacedores de guerras no les cae ni un segundo de prisión.

La injusticia es en sí misma violencia.

El gesto más humano que he visto: lanzar un zapato (arma de destrucción masiva)a la cabeaza del Imperio.

kanif dijo...

Podéis copiar el banner que tengo en el blog pidiendo la libertad para Montazer al Zaidi, y así hacemos una protesta inútil más jaja ajaj ja jaajaja

M i K e L dijo...

Sonia dixit:
Hay mujeres que reaccionan de forma irracional,ante hechos irracionales.

Jo, qué gran resumen para esta entrada del blog. Vale que sería aplicable si cambiamos "mujeres" por "seres humanos en general", pero lo que Sonia comenta y Moli y Marieta redondean, explica a las claras la noticia de arriba, que puede ser de lo más indignante pero es real hasta la nausea.

¿Remedios? ¿Soluciones? Legislar, educar, educar, legislar... y no se me ocurre más.